Rozalén conquista escenarios, corazones y ahora también las librerías.

María Rozalén es una de las cantantes que está marcando un antes y un después en el mundo de la música, por su naturalidad, su voz, su humildad y los temas tratados en sus canciones.

La albaceteña canta desde niña y fue en 2011 cuando pisó Madrid para continuar con sus estudios y crecer musicalmente.

Un año más tarde publicó su primer disco “Con derecho a…“, de manera independiente y con la producción a cargo de Ismael Guijarro. Su primer videoclip “80 veces” en el que aparece junto a Beatriz Romero (compañera que traduce en lengua de signos), fue reproducido más de 10 000 veces esa misma noche.

Su segundo disco “Quién me ha visto…” continuó cosechando éxitos, al igual que su tercer álbum publicado en 2017, “Cuando el río suena…“.

Sobra añadir las claves del fenómeno Rozalén; basta con escuchar cualquiera de sus canciones para saber que es pura magia.

Dejando la música a un lado y para sorpresa de muchos, la cantautora ha confirmado la publicación de su primer libro, que llevará por título “Cerrando puntos suspensivos“.

En Instagram lo anunciaba con el siguiente comunicado:

“Queridas/os míos… 🙈
Entre hoy y mañana estará disponible en todos los canales de venta online el que será mi primer libro ❤️
Saldrá a finales de noviembre y espero que os emocione y os divierta. Yo sólo sé que cada tiempo que le he dedicado he acabado bien revuelta… y que me está sirviendo para ordenar todo lo vivido y, supongo, cerrar una etapa.
Qué surrealista… tampoco imaginé que ocurriera algo así… Qué nerviosa me pone este tema!!!! 😅”.

Un libro que nos permitirá conocer un poco más a Rozalén y que, sin duda, no decepcionará.

 

SINOPSIS:

Los puntos suspensivos son finales abiertos y este libro, este inventario de recuerdos, es el punto

megustaleer - Cerrando puntos suspensivos -  Rozalén

y seguido que todos necesitamos para seguir adelante.

En estas páginas se grita, se piensa, se reflexiona y se cuentan los silencios que hay detrás de cada sentimiento, de cada experiencia que Rozalén ha vivido en estos últimos años.

En prosa y sin prisa, María se quita el paraguas que todos llevamos de serie y, sin cinturón de seguridad, deja que las palabras resbalen por su muñeca para contar y vivir con quien quiera leerlo todo lo que le llueve dentro, para compartirlo con cada lector que tenga el valor de mojarse.

 

 

0